Reducir, reusar y reciclar son tres palabras fundamentales a la hora de luchar por la salvación de nuestro planeta o al menos aumentar un poco más el tiempo que quede de este, con la primera palabra, la cuál es “reducir”, las personas no se confunden, ya que por si mismo el término se define, el problema, o mejor dicho la confusión llega con las otras dos, las cuales son reciclar y reusar ya que al leerlas podrían dar a pensar algo muy similar, pero en realidad no significan lo mismo a pesar de que tienen quizás algunas similitudes, por esta razón en esta ocasión hablaremos sobre algunas diferencias entre los términos reusar y reciclar, comencemos.

Reusar

reusarEn el ambito del cuidado del medio ambiente, cuando se utiliza la palabra reusar, se refiere a darle un uso diferente a un objeto, producto, etc al que se le daba con anterioridad cuando estaba en buen o mejor estado, aunque también se le puede dar el mismo uso, pero casi siempre se le da uno diferente al original.

Al reusar cosas se reduce el impacto que tiene el cúmulo de desperdicios en el medio ambiente, debido a que este cúmulo se ve algo reducido mientras que las personas pueden ahorrar algo de dinero al hacer uso de nuevo de esas cosas que quizás para otras personas o ellos mismos no servían.

Un ejemplo básico sobre esto es cuando se utiliza una bolsa de tela al ir a comprar, ya que se evita el uso de las bolsas plásticas o las de papel, disminuyendo la cantidad de desperdicio al final, aunque también el acto de donar ropa usada, juguetes o hasta incluso calzados se considera como una forma de reusar las cosas y así evitar más contaminación ambiental.

También te puede interesar:  Diferencias entre Administración Pública y Privada

Reciclar

reciclajeAl reciclar se utilizan materiales o desperdicios en la creación de cosas nuevas, es decir, que se usan objetos que ya no sirven para crear materia prima para la creación de nuevos objetos (productos), reduciendo la emisión de gases que producen el efecto invernadero.

Aunque no todos los materiales pueden ser reciclados, entre los reciclables se encuentran: papel, ropa, plástico, metal, vidrio, etc.