Es común escuchar cuando vamos al médico, que nos habla acerca de los signos y síntomas de alguna enfermedad.  Hoy trataremos de aclarar las diferencias y el significado de cada término.

Signos

Los signos son afirmaciones de la enfermedad que pueden ser percibidas por un médico encargado, de manera que son manifestaciones objetivas, que otras personas además del propio enfermo pueden confirmar; y no solo por el aspecto físico, sino por cualquiera de los otros sentidos, siendo el tacto, vista, olfato, etc.

En la actualidad los médicos no necesariamente hacen uso del sentido del tacto para llegar a diagnosticar, aunque en el pasado nuestros mayores contaban con dicho sentido como una herramienta más; ahora bien hoy en día se basan o ayudan por medio de las pruebas diagnósticas, es decir algo complementario porqeu son complementarias de la exploración clínica realizada en una consulta.

Ejemplo de signos:

Que una persona tenga el ojo rojo, o una zona de la piel esté enrojecida producida por una roncha, a esto se le llaman signos.

Síntomas

Por otra parte los síntomas de una enfermedad son las manifestaciones que el propio paciente percibe, y que nadie más, salvo de quien las padece.

Por consiguiente las manifestaciones son subjetivas, qué tan solo las siente la persona que las padece. Ya sea ardor o cualquier otro malestar; los diagnósticos que suelen hacerse por lo regular se basan aproximadamente un 90% o 80% en los síntomas y no en los signos, dado que muchas veces estos últimos ser visto en los laboratorios

Por último los síntomas pueden implicar de náuseas, fatigas, picazón, dolor, etc, tal como los mismos signos y síntomas podrían corresponder a distintos tipos de enfermedades o heridas, por ello solo los doctores y el personal calificado puede dar un diagnóstico certero acerca de un problema de salud.