En la rama de la gramática, es muy importante saber cuales son las diferencias entre verbos regulares y verbos irregulares.

Los verbos tienen un papel muy importante cuando de formar oraciones se trata, ya que estos hacen referencia a las acciones y le dan un significado a cada una; según sea la permanencia de su raíz o el lexema se clasifican en regulares e irregulares, no obstante es importante llegar a conocer las características de cada uno.

Verbos Regulares

Los verbos regulares son aquellos verbos que se conjugan de una forma uniforme, esto sin llegar a modificar la raíz, y empleando las terminaciones adecuadas en cada modo y tiempo a la conjugación que le sea.

De manera que en los verbos regulares, la raíz es aquella parte de su expresión en infinitivo, que identifica la acción que el verbo enuncia.  Se entiende por terminaciones aquellas dos letras finales: Ir, Ar o Er.

Se denomina a la vocal de las terminaciones de los verbos en infinitivo como la vocal temática de cada conjugación que son E, I, y A, porque determinan las variaciones que se operan al utilizar los verbos regulares; dando lugar a la denominación de primera, segunda y tercera conjugación respectivamente.

Asimismo los verbos regulares, la conjugación no posee variantes entre los distintos verbos de una misma terminación, por lo cual pueden emplearse como modelo cualquiera de ellos.

Ejemplo de verbos regulares

Amar: Amó, Ama, Amaré

Escribo, Escribiré, Escribió

Verbos Irregulares

Los verbos irregulares son los que poseen conjugaciones particulares y especiales, dicho de otra manera, significa que experimentan cambios en su propia raíz, en la terminación o en ambas, en alguna de sus formaciones verbales.

También te puede interesar:  Diferencias entre sigla y abreviatura

Por otro lado un verbo irregular regularmente no se rige por las mismas reglas de conjugación que emplean la mayoría de verbos, ya que pertenecen a las conjugaciones de segunda y tercera persona, y presentan algún tipo de regularidad.

Conforme lo anteriormente descrito, podemos establecer las diferentes características entre ambos.
  • Los verbos irregulares no tienen marcador de pasado que ayude a reconocer; de manera que el grupo de verbos irregulares está compuesto por un número limitado de verbos, mientras que en los verbos regulares es ilimitado.